Cristian Cardozo: “les pido en nombre del bien común, que detengamos las reuniones sociales”

El intendente de La Costa, Cristian Cardozo, en un mensaje a la comunidad, pidió “por favor que terminemos con las reuniones sociales”

Cardozo, en la víspera del día de la madre, prefirió no referirse a la situación que todos conocemos ni al esfuerzo que está haciendo el conjunto de los costeros y las costeras, en cambio eligió hacer una exhortación y un pedido muy especial por lo que a su juicio, se está convirtiendo en un problema mayúsculo en la lucha contra la pandemia: las reuniones sociales.

El día coincide con el de mayor contagios desde que se inició el aislamiento – 38-, que se suman a los 48 nuevos casos en los últimos tres días, que hacen un total de 107 casos activos. Una cifra que si bien es inferior en relación a otros distritos, se torna alarmante por la escalada que tuvo desde este miércoles, y se teme que estemos ante un brote que es necesario parar ya.

Según el mandatario, en tiempos en que La Costa tenía pocos casos, en “las reuniones sociales que eran aisladas”, se lograron parar los contagios con el cierre del circulo íntimo del contagiado, y la cosa no pasó a mayores. Hoy con el tiempo transcurrido desde el inicio de la pandemia y cierto cansancio en la población, “es posible ver en redes sociales” que estas reuniones, fiestas, cumpleaños, se dan a diario, lo que está produciendo el repunte de casos positivos.

El viernes hubo una conferencia de prensa donde el Dr. Marcelo Melgarejo, jefe del Comité Epidemiológico de La Costa, hizo una larga referencia a esto con datos y estadísticas, y aseguró que la mayor cantidad de contagios se deben a la transmisión entre familiares y amigos, producto de las reuniones sociales.

En línea con lo planteado por el facultativo, el intendente aseguró que si hay algo que cambió desde el inicio de la pandemia, es la proliferación de encuentros, reuniones y festejos, que como en todo el país, son las causantes de brotes, y en algunos casos se tornaron imparables. Esto es algo que todos conocemos.

En los últimos días es vox populi, la existencia de fiestas que congregan hasta 200 personas, las redes sociales están inundadas de denuncias y versiones incomprobables, que más allá de su verosimilitud -porque curiosamente no hay denuncias-, uno puede ver tanto en forma virtual, como en la vida diaria, que la gente se junta y se está perdiendo el distanciamiento que desde un primer momento acató el conjunto de la comunidad.

Cardozo manifestó que el único escudo que tenemos contra el virus es la responsabilidad social, y que cuando los números se convierten en historias de amigos, familiares o vecinos que transitan la enfermedad, uno ahí sabe “de que se trata esto”. Y tiene razón, hemos llegado a naturalizar los muertos y la situación en momentos que mucha gente pide a gritos que se abra la temporada. Una situación compleja que nos toca vivir a los costeros.

Compleja por demás, por un lado se tironea a la gente con un discurso que apunta a relajarnos y abrir todo, y por el otro se acusa al gobierno municipal de no ejercer control, en el medio de esto, un pedido fraterno del intendente que ve que los casos van en aumento, que se acerca la temporada, y graciosamente la redes están llenas de gente fotografiándose comiendo un asado o festejando un cumpleaños.

Compleja también para el que se cuida y ve que otros hacen lo que quieren. Las reuniones sociales además de ser un problema para la salud, se están convirtiendo en un acto que atenta contra la unidad de la población costera, de no frenarlas, se tiraría por la borda el esfuerzo de casi 7 meses, en la antesala de un verano en que toda la comunidad necesita que haya temporada turística.

“Amar hoy es cuidarnos y cuidar al otro” dijo el intendente, en esto también tiene razón.

Más en Faro Noticias

One Comment

  1. Rosana

    La única forma de parar las reuniones es que aquellos que las convocan tengan algún tipo de pena, lo cuál creo que está establecido. Y si como dicen algunas versiones se hace a sabiendas de ser positivo es gravísimo y corresponde su detención.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*