Proponen a San Clemente “Capital Mundial de Alpedismo”

¿Arte o deporte? El debate salió al ruedo y toma fuerza en la opinión pública, mientras esto se define, proponen a San Clemente del Tuyú “Capital Mundial de Alpedismo”

En una recorrida por las playas del sur sanclementino, más precisamente en el playón formado entre Playa grande y Talas Sur, vi una concentración de gente con sus sombrillas, mesas, equipos de mate y algunos juegos playeros. Todo el escenario tenía un aire místico y ceremonioso, y una bandera que los identificaba, aumentó más mi curiosidad por saber de que se trataba.

A medida que me acercaba, pude leer parte de la leyenda en la bandera que flameaba sobre un mástil empotrado en la arena: Club de Mar San Clemente. No lograba identificar la parte superior del texto por el flamear de la bandera, por lo que tuve que acercarme aún más para poder leer la palabra Alpedismo.

Estaba tan próximo al grupo de personas -ellos ya habían notado mi presencia y de alguna manera yo también cámara en mano, había despertado su curiosidad-, que la pregunta fue inevitable: “Disculpen, soy de Faro Noticias, ¿Que es Alpedismo?”

Se miraron entre ellos con cierta complicidad y alguien que estaba muy cómodo en su reposera me contestó: “Es estar al pedo cuatro meses sin hacer absolutamente nada de nada. Estar al pedo totalmente, desde el primero de diciembre hasta fin de marzo. Y no es fácil estar al pedo, necesita cierto entrenamiento, es como un arte o un deporte, con el tiempo uno se va perfeccionando…”

Sus palabras produjeron mi inmediata reflexión… claro que no es fácil disfrutar el ocio total…, los mandatos, las culpas, el no poder desenchufarse y buscarse algo para hacer, por hacer mismo, sin necesidad. El no permitirse el placer de no hacer nada … Me llegaron imágenes y pensamientos en fracción de segundos hasta que otro integrante del Club de Mar Alpedismo me sacó de mi reflexión.

“Somos familias que hace cuarenta años que venimos a San Clemente del Tuyú, acá muchos de nosotros en vacaciones gestamos nuestro hijos, donde se criaron todos los veranos, tuvimos amigos y seguimos viniendo año tras año, con este grupo de familias en la misma situación, decidimos formar el club, con quienes compartimos los veranos en la playa desde hace cuarenta años. A esta altura de la vida, que nos permite no tener tantas obligaciones y disfrutar de “estar al pedo”, decidimos formar un club para fomentar este deporte (o arte) e invitar a otros a que disfruten de esta posibilidad que nos da la vida de no hacer nada y disfrutar del oseo. Hemos hecho calcos para difundir esta práctica y contagiar a otros a disfrutar de esta maravilla cuando la vida nos da la oportunidad”, dijo una señora muy simpática integrante del club.

De la charla surgió que se proponen declarar a San Clemente del Tuyú capital mundial de Alpedismo, porque su geografía lo permite: “Es el mejor lugar para estar “al pedo”, hermosas playas, Punta Rasa, Tapera de Lopez, El Puerto, El Barco Hundido, Playa Norte, es imposible aburrirse acá. Pesca, Kayak, Surf, navegación y cuantas cosas más que quizás me olvido. El que se aburre es porque quiere y nosotros de alguna manera los empujamos a que disfruten de todas esta hermosa naturaleza que nos brinda este lugar que amamos profundamente”, comentó otro miembro del grupo.

El debate sobre si el Alpedismo es un arte o un deporte, centra la atención y discusión filosófica de los integrantes del Club de Mar, quienes están viendo las alternativas para definir esto, que no se sabe si será a través de una asamblea o por el voto directo de sus integrantes. Lo cierto es que esta entidad está cumpliendo una importante función social, está ayudando a muchos a “deconstruir” su bagaje cultural y disfrutar -cosa nada facil- de los momentos de ocio sin culpas ni crearse obligaciones que bien pueden esperar para otro momento.

Para no desvirtuar la nota y centrarnos en el eje central (el ocio), hemos omitido los nombres de los integrantes del club, quienes en las próxima nota con nombre y apellido, nos contarán más acerca del Alpedismo, un arte (o deporte) que cada día gana más adeptos en la localidad, con todos los beneficios que esto implica para el cuerpo, la mente y el espíritu. Eso sí, practicándolo cuando las circunstancias lo permiten y no hay otras obligaciones por delante.

Alejandro Lopez – Faro Noticias

3 Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*